EL RETABLO DE MAESE PEDRO Y EL CABALLERO DE LA TRISTE FIGURA CONMEMORAN EL IV CENTENARIO DE LA MUERTE DE CERVANTES


Con los estrenos de El retablo de Maese Pedro, de Manuel de Falla, y El caballero de la triste figura, de Tomás Marco, el Teatro Real se suma a los actos conmemorativos del IV Centenario de la muerte de Miguel de Cervantes

MARIONETAS GIGANTES EN EL TEATRO REAL PARA DESCUBRIR
LA MAGIA DE EL RETABLO DE MAESE PEDRO


·         El retablo de Maese Pedro se representará en el Teatro Real los días 23, 24 y 30 de enero, en sesión doble, a las 11.00 h y a las 13.00 h

·         La dirección musical está a cargo de Josep Vicent quien, en esta ocasión, se pondrá al frente de la Joven Orquesta de la Comunidad de Madrid (JORCAM)

·         El reparto, encabezado por Tomeu Bibiloni, Gerardo López y Marisa Martins, brinda su voz a los personajes representados por marionetas gigantes de siete metros de altura

·         Las funciones de El retablo de Maese Pedro cuentan con la colaboración de Acción Cultural Española (AC/E)

El Teatro Real estrenará el próximo sábado, 23 de enero, la ópera para marionetas, compuesta por Manuel de Falla,  El retablo de Maese Pedro.  Un apasionante espectáculo realizado por el Grupo Etcétera, uno de los talleres más prestigiosos de títeres de España, dirigido por Enrique Lanz, cuyo abuelo fue el autor de los muñecos originales encargados por Falla para el estreno de la obra en París
Realizado con marionetas gigantes de más de siete metros de altura, inspiradas fielmente en el original estrenado en 1923, y con una puesta en escena que utiliza  el recurso del teatro dentro del teatro, ficción y realidad  se mezclan en una propuesta única. Las representaciones tendrán lugar en el Teatro Real los días 23, 24 y 30 de enero, en sesión doble, a las 11.00 h y a las 13.00 h.

La dirección musical está a cargo de Josep Vicent quien, en esta ocasión, se pondrá al frente de la Joven Orquesta de la Comunidad de Madrid (JORCAM) y de un reparto encabezado por Tomeu Bibiloni, Gerardo López y Marisa Martins. Los intérpretes brindan su voz desde el escenario a los gigantescos personajes que desarrollan la acción.

Inspirado en el Capítulo XXVI de la segunda parte de El Quijote, del que Falla fue fiel lector desde su infancia, El retablo de Maese Pedro cuenta el episodio de la novela cervantina en el que Maese 
Pedro y su ayudante, Trujamán, ofrecen una función de títeres en la que se cuenta el romance medieval “el retablo de la libertad de Melisendra”. Entre los asistentes a la representación se encuentran Don Quijote y Sancho. El hidalgo, metido de lleno en la acción, confunde la realidad y la ficción. Enrique Lanz ha concebido un espectáculo en el que, emulando a Cervantes, nos transporta a universos diferentes, reales e irreales, tomando del autor el recurso del teatro dentro del teatro. De esta forma, el público se ve envuelto en un juego de ilusiones arropado por la música expresiva e intensa del compositor gaditano.

El retablo de Maese Pedro es una producción del Teatro Real, en coproducción con el Gran Teatre del Liceu de Barcelona, la Asociación Bilbaína de Amigos de la Ópera (ABAO), el Teatro Maestranza de Sevilla, la Fundación Ópera de Oviedo, la Fundación Teatro Calderón de Valladolid y la Compañía Etcétera (con la colaboración de la Junta de Andalucía). 

Comentarios